Se acabo lo que se daba.

Pues si, hijos hermosos, se me acabó buena vida veraniega, y me toca volver a la cárcel.  Y cuando digo cárcel, me refiero a trabajar, y cuando digo a trabajar, me refiero a tocarme los huevos con ambas manos. ¿Crisis? ¿Trabajar más? La crisis, no existe, son los padres.

¿Que me voy a ver en la cola del paro? ¿Que grupo de música es ese? ¿Donde tocan? ¿Vale la pena pagar por verlos?

Que ya cansa tener que estar pensando que si crisis que si paro bla bla bla, que coño, que hay que disfrutar, la gente esta amargada.

Esta va a ser mi cara a partir de ahora, cuando oiga algo en referente a la crisis:

Anuncios

Publicado el julio 30, 2012 en Incoherencia extrema. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: